Cuanta bilis vomitada

Cuanto rencor desatado. Cuanta bilis acumulada en el que se proclamaba amigo. Leer el artículo hoy publicado por un personaje llamado Salvador Sostres, personaje que como otros han llegado a deformar la persona para convertirla en simplemente caricatura de si mismos. Que pena. Personaje capaz de defender el negro sobre blanco y al revés en cualquier momento tan sólo por el hecho de provocar. Da igual. Lo básico es llamar la atención para pasar minutas y facturas a fin de mes. Hay que estar muy resentido para escribir el artículo en cuestión. Y ser terriblemente rencoroso para publicarlo pues se supone que antes lo habrá leído.

El 16 de Mayo pasado publicaba “Penúltimas traiciones” y aprovechaba a la situación para cargarse a la junta directiva y de paso echarle el muerto a Vilanova “…Su ayudante y confidente le había ocultado…” No sé si tenía o no razón en cuanto a la directiva y dudo mucho que la tuviese en cuanto a Tito. El 18 de mismo mes en declaraciones a la Cope aseguraba que Pep Guardiola le había ratificado todo lo que en el artículo comentaba.

El día 24 de mayo Pep Guardiola desmentía a Sostres en rueda de prensa, señalando que sí había hablado con el “periodista” pero después del artículo, no antes.

El día 27 de Mayo el Sr. Sostres, ya despotricaba de Pep, “su amigo” en su habitual artículo y con su habitual tono educado. “Guardiola, las dos caras de la soberbia” era el titular. En él dice “…La traca final de su despedida ha sido uno de los mayores ejercicios de megalomanía y de vanidad que se recuerdan en Occidente…. ha sido un ególatra sin parangón, un comediante considerable, y cuando las cosas empezaban a ponerse feas lo ha dejado….. Pep, a pesar de haberlo ganado casi todo y de haber firmado algunas de las temporadas más brillantes de la historia del fútbol, sobre todo la primera, se va como un perdedor, como quien cuando intuye problemas escabulle el bulto…..” “Es un ególatra sin parangón, un comediante considerable y se va como un perdedor”

Es curioso como en 11 días a quien has defendido pase a convertirse en un ególatra, comediante y perdedor.

Hoy, resume el fichaje de Pep Guardiola por el Bayern de Munich como una huída de Mou. “Pep huye del reto, huye de Mou y se conforma con lo fácil. La Bundesliga es una competición menor y Pep va a buscar el aplauso asegurado y la victoria sin bajar del autocar. La mejor liga del mundo es hoy la española, y un entrenador cuando quiere honor y gloria tiene que consagrarse en la Premier. No es que el Bayern Múnich sea un mal equipo, pero la decisión de Pep de fichar por los alemanes es una decisión acomplejada y se basa en el miedo

Habla de la Bundesliga como competición menor y del Bayern tan sólo que no es mal equipo. No sé que sabe él de la Bundesliga ni del Bayern. No creo que mucho. El conjunto bávaro ha disputado dos de las tres últimas finales. El Bayern quiere a Guardiola para algo más que la Bundesliga tal y como han dicho en la rueda de prensa. “Esperamos que Pep acerque al Bayern al estilo y al nivel del mejor equipo del mundo, que es el Futbol Club Barcelona”.

Hablar precisamente este año de la Liga como la mejor del mundo me parece harto discutible. Como mínimo este año. En cuanto a la afirmación de que un técnico ha de consagrarse en la Premier es como un chiste malo. No hace falta, creo ni poner nombres de técnicos que jamás han pasado por la Premier y que están en la mente de todos. Es más, dudo que el Sr. Sostres conozca a alguno anterior a los Wenger, Fergusson o Mancini.

No sé las razones que han llevado a este artículo, ni las sé ni me interesan. Eso no es periodismo, ni tan solo opinión. Los bajos fondos ocupan hoy portadas. Y así nos va.