Seguimos para bingo.

El caso Neymar nos ha enseñado los problemas que conlleva el hacer las cosas mal. El tema de los menores en la Masía también nos lo ha mostrado. En un caso problemas con Hacienda. En el otro con FIFA. Y en todos los casos, el Futbol Club Barcelona en los juzgados. Y siempre acarrea consecuencias, aunque sea tan solo de pretigio.

Pero no se escarmienta. Siguen haciendo las cosas a su aire, como seres superiores (cosas que se pegan de las amistades), que le vamos a hacer.

Hace pocos días, en concreto el 27 de Mayo, se notificaba a los medios y a los socios, el nombramiento de Pau Vilanova como nuevo directivo del Club, en sesión ordinaria. La nota dice informativa dice textualmente:

“La decisión será sometida a ratificación en la próxima asamblea, tal y como mandan los estatutos”.

Pues bien, los Estatutos del club en el artículo 35.1 (recordemos, aprobados hace escasamente un año) dicen:

Artículo 35.º Provisión, cese, suspensión y sustitución. Comisión Gestora
35.1. Provisión
La provisión de los miembros de la Junta Directiva para cada mandato se realizará por
sufragio libre, presencial, directo, igual y secreto entre los socios con derecho a voto, de
acuerdo con lo que dispone la sección 4 de este capítulo.

También podrán proveerse transitoriamente los miembros de la Junta en el caso de que
no se haya proveído la totalidad de cargos en las elecciones, o para sustituir a los que cesen
o queden suspendidos en el cargo durante la vigencia del mandato, de acuerdo con lo
que regula este artículo. Esta provisión de vacantes no será aplicable en los supuestos de
ceses simultáneos y generalizados de componentes de la Junta, cuando superen los parámetros
que fija el artículo 35.4, y no afectará a la sustitución del Presidente cuando cese
en el cargo durante el mandato, de acuerdo con lo que establece el artículo 33.2, apartado
c). Este supuesto de provisión transitoria quedará sujeto a las siguientes normas:

a) el nombramiento será acordado por la Junta Directiva, a propuesta del Presidente,
y deberá recaer sobre los socios que tengan las condiciones que exige el artículo 42;

b) el nombramiento será provisional y quedará condicionado a la ratificación de la
primera Asamblea General que se celebre. Si no es ratificado, cesará inmediatamente,
sin que ello afecte la plena validez y eficacia de sus actuaciones durante el
tiempo provisional en el que haya ejercido el cargo;

c) la duración del mandato será por el tiempo que le quede al conjunto de la Junta
Directiva, excepto que haya sido nombrado para sustituir a un miembro de la Junta
Directiva con el mandato en suspenso, caso en el que el mandato del sustituto
quedará limitado al tiempo de dicha suspensión y cesará en el momento de reintegrarse
el sustituido.

En este caso, por tanto, nos hayamos en una provisión de miembro de la Junta Directiva pues el “dimitido-fugado” presidente no puede sustituirse. Y aquí viene el problema.

La Llei de l’Esport en vigencia en este momento, anteriormente redactada a los Estatutos del club, indica en el Arículo 6.3 que “La Junta directiva ha d’ésser elegida per l’Assemblea general i tots els seus càrrecs han d’ésser proveïts mitjançant sufragi lliure, directe, igual i secret, entre tots els seus membres.”

Por tanto, es fácil entender que la Junta de Compromisarios del FCB no está compuesta por TODOS los socios del Club.

Por tanto podemos decir que se está infringiendo una normativa jerárquicamente superior. Seguramente es un problema de la Llei de l’Esport no contemplar casos anómalos como el Futbol Club Barcelona con sus más de 130.000 socios. Pero así es la ley. Y como tal hay que cumplirla.

Seguimos para bingo.

Que nos sea leve y llevadero

Cierre de puertas en el Camp Nou. Por fín la temporada, la nefasta temporada si incluímos algún adjetivo, ha llegado al final. Un final más que previsible desde hace muchos días. Sin títulos, salvo la Supercopa de España de principio de temporada, y con un equipo descompuesto, perdiendo integrantes por el camino.

Una temporada que se inició, con la venta de Thiago Alcántara, una operación que el vicepresidente económico del Club calificó de muy buena, la marcha de David Villa para ahorrar una ficha importante y el adiós de Abidal. A partir de ahí, el siempre preocupado por escatimar gastos Sr. Faus declaró: “Habrá dinero suficiente para fichar lo que pida el técnico o la secretaría”. Y sí, hubo dinero para fichar lo que pidió el secretario técnico, a la vez que presidente, Sr. Rosell. Ahí se acabó todo. Ni central largamente reclamado, ni mediocampista que pudiera regular a Xavi. Nada.

El nuevo entrenador, escogido igualmente por el presidente-director técnico-uno de las cinco personas que más saben de fútbol en el mundo, llegó justo a tiempo para ver la maravilla de pretemporada organizada. Clínics y paseos por Jerusalén, conferencias en Malasia,… Pretemporada ejemplar, vaya, justo lo que se necesitaba viendo el final de la temporada anterior. Tan solo agradecer que regresaran todos bien, que con los vuelos contratados por el equipo que tiene de sponsor una de la mayores líneas aéreas del mundo, ya es toda una proeza. La que hubiera montado Melendi si le meten ahí hubiera dado para mucho. Eso sí, le costó el puesto al Jefe de Seguridad del Club.

A todo ello, las brigadas de mantenimiento en el Club preparaban nuevos decorados. Hartos de llegar al Club y ver los nombres de todos los jugadores de la historia del Barça, la directiva prefería ver azafatas de vuelo y el nombre repetido de Qatar Airways. Igualmente se sustituían asientos en el Gol Nord para dar cabida tambien al logo dentro del Estadi.

Mientras, un equipo técnico que se iba agrandando hasta llegar a ser más numeroso que la plantilla, con incorporaciones como la Rubi, difícilmente explicable. Del entrenador que venía solo pasamos a un entrenador con un equipo completo (ayudante, preparadores físicos, ojeadores).

Y luego empezó a rodar la pelota. Y vimos que todo seguía igual a como terminó la temporada anterior. Jugadores que se lesionan a las puertas de partidos y campos incómodos para reaparecer milagrosamente en todos los importantes y los que se juegan en casa. Minutos que se dijeron habría para los jóvenes canteranos inexistentes. Espíritu de trabajo escaso y jugadores atizando a los socios y aficionados. Y el equipo en clara tendencia decayente. Métodos de trabajo anticuados en un Club donde se había apostado por las tecnologías aplicadas y la modernidad. Y mientras declaraciones en todos los estamentos, desde jugadores hasta presidencia, de que el equipo juega muy bien.

Y empezaron a llegar las situaciones esperpénticas. Una remodelación de Estatutos del Club, una moción de censura no llevada a cabo, la prohibición de entrar niños al Estadi, la falta de respuesta a la demanda de información de un socio que acaba en los Tribunales, las mentiras en torno al fichaje de Neymar, nuevos patrocinadores que ni se sabe como ni cuando aparecen, una nueva reclamación en los juzgados por importe de 100 millones y, el tema clave, el Nou Camp Nou.

Y ya estamos en Diciembre y seguimos con el absurdo. El anteriormente citado vicepresidente encargado de ahorro en tóners se descuelga hablando de Messi. “Ese señor”. Y cuando ya creíamos haber visto todo nos llega Enero y con él las rebajas. El Tribunal imputa a Sandro Rosell y después de darle la oportunidad al directivo Sr. Freixa de hacer el papel de Jorge Javier Vázquez y convertir la sala de prensa del Club en un plató de “Sálvame de luxe” en una rueda de prensa que debería pasar a la historia de la incompetencia, decide el presidente fugarse a la francesa. Balines, dicen.

Y amparándose en la legalidad, tenemos a un presidente no escogido por los socios que decide acometer lo que él mismo define como el mayor proyecto de los cincuenta últimos años del Club. Y mientras, ya no es sólo el presidente-dimitido-fugado el que está imputado en la Audiencia sino que se ha ampliado la imputación al Club. Es el Futbol Club Barcelona quien se halla bajo sospecha.

Y se organiza, monta un referéndum que casi haría ruborizar a los que acostumbran a realizarse en países poco democráticos. La parafernalia, la propaganda, los cerca de tres millones gastados. Ahí sí, silencio absoluto del directivo de las cuentas. Que tres millones no son nada en un presupuesto de 600. Y cuatro tazas y latas en promoción por servicios prestados tampoco.

Y así hemos llegado a final de temporada. Transicional. Entre un club modélico y envidia del mundo a estar cuestionado sus métodos por la FIFA y en muchos de los mejores medios de comunicación del mundo. Con un director técnico que ofrece la dimisión que el se encarga en desmentir y negar para luego el presidente contradecirle. Todo muy normal. Por no hablar de las presiones y acusaciones dentro de la Junta Directiva.

Y digo transicional porque estoy convencido que irá a peor. El dicho tan catalán de “d’on no en hi ha no en pot rajar” es fácilmente aplicable. Por si lo dudan, lean la entrevista que le hizo Oriol Doménech al presidente no elegido Josep Maria Bartomeu el 5 de Julio de 2.008. Clarificadora sino fuese por los despropósitos vertidos.

Que nos sea leve y se nos haga corto aunque si alguien es capaz de acortar los términos tiene todo mi apoyo. Pero no se preocupen, por fin, a mayor gloria de algunos, en el Gamper podremos recuperar la frase “Aquest any, sí” que había quedado en desuso y parecía ya olvidada para siempre.

Bn5-qOmIcAEA12X http://hemeroteca.mundodeportivo.com/preview/2008/07/05/pagina-5/586555/pdf.html#

Cerrando círculos. Empezar y poder acabar igual.

La dicha no siempre es completa. Ayer el presidente del Futbol Club Barcelona dimitió. Para algunos esto debería haberse producido hace ya tiempo, concretamente desde el día que ya mintió al socio del Club con el tema de la Grada Jove. Otros deben creer que pierden a un gran presidente. Como estoy entre los primeros pues eso. Que no me ha produciodo ninguna tristeza. Más bien al contrario.

Pero, por otro lado, me entristece haber llegado a este punto. El hecho que hoy, el Barça, sea portada en todos los medios de comunicación del mundo, por un hecho como este me produce una franca tristeza. Y esto sucede porque soy socio, del Club. No un seguidor, no. Socio. Y por tanto, el presidente y la junta directiva del Club no dejan de ser los meros representantes de los socios, y míos. Y no me gusta que tengan que dimitir por sospechas de haber mentido en el caso Neymar. No. Francamente no me gusta.

Y ahora el problema será gordo. Por un lado, un Presidente no escogido por el socio. No olvidemos que votamos al presidente del Club, no a secretarios, vocales y tesoreros. Ya pasó con el sr. Enric Reyna tras la dimisión del Presidente Joan Gaspart. Sabemos como acabó el tema.

Pero si en ese momento la situación era complicada, ahora lo es mucho más. Y me explico. El ex-presidente, (lo siento, me gusta la palabra, que le vamos a hacer) Alejandro Rosell, a su llegada al Club prometió transparencia y que bajo su mandato los ismos iban a desaparecer pues tendería a todos la mano. Pues bien, su primera medida fue la de exigir una acción de responsabilidad a la anterior Junta Directiva que encabezaba el Presidente Laporta. Ese fue su primer acto destacable. De mentiras, empresas, y demás no hace falta hablar.

Con la acción de responsabilidad querían ellos no tener que asumir unas pérdidas y por ese motivo las imputaban a ejercicios anteriores. El año pasado el Futbol Club Barcelona obtuvo beneficios y por tanto la Junta Directiva no tuvo que avalar.

En este momento nos encontramos en una situación distinta. Por una lado, en el juzgado y admitida, una demanda civil por reclamación de cantidad del grupo MCM por un importe de 100 millones de euros de reclamación por el tema de la publicidad en la fachada de la Masia.

Por otro, la posibilidad que Hacienda decida reclamar impuestos no pagados si llegan a considerar que parte de la operación Neymar  debe considerarse retribución al jugador y no coste de traspaso. Una cantidad que puede ser muy importante.

Por último, la próxima semana deberá empezar el proceso de acción de responsabilidad a la junta de Joan Laporta. Por lo que me cuentan no está nada claro que el juez acepte los planteamientos de la Junta Directiva actual. Si esto fuera así, significaría que parte de las pérdidas que han atribuído a la etapa anterior entrarían a formar parte de esta.

Todos estos hechos (el de Hacienda quizás el único que no, no olvidemos que la demanda es a la persona de Alejandro Rosell i Feliu) deberán provisionarse en el balance de cierre de ejercicio. Es decir que, en principio constarán como pérdidas. Eso es indiscutible. Luego, el día que salgan las sentencias será ya otra cosa. Pero el Futbol Club Barcelona debe, en balance de cierre de ejercicio a 30 de Junio, hacer constar estas provisiones que afectan, en forma de menos beneficios a la cuenta de resultados y si hay pérdidas al cierre de ejercicio la Junta Directiva debe avalar.

En los nuevos estatutos que se aprobaron, el artículo 67 habla de lo que debe realizar la directiva de turno en caso de pérdidas. Compensarlas en el margen de los dos siguientes ejercicios. Y en 38 la responsabilidad de los componentes de la Junta Directiva.

 “També són responsables mancomunadament davant dels socis, per les actuacions que puguin haver adoptat en l’àrea econòmica i financera del Club que contravinguin les disposicions d’aquests Estatuts, el Decret58/2010, el paràgraf 4 de la disposició addicional setena de la Llei estatal 10/1990, de 15 d’octubre, sobre l’esport, i la resta de l’ordenament jurídic vigent.”

 Por tanto a la actual Junta Directiva se le plantea un grave problema. Y es, a mi entender, el motivo de la no convocatoria de elecciones pues podría darse el caso de que esta Junta hubiera empezado y terminado en una acción de responsabilidad. El cierre del círculo perfecto.

Para evitar eso, se imponen ventas. Compensar las partidas que haya que provisionar y sus importes (ojo que pueden ser muy elevados) por venta de activos. Busquen y piensen de donde pueden sacarse del entorno de cien millones de euros, así de entrada.

Del resto, el posible enfado del vestuario (Messi, Iniesta,…) y las comparaciones de salarios, de la más que probable división entre la miembros de la directiva, ya se verá. Pero la situación que ellos mismos se han creado, porque no olvidemos que si hubiesen sido lo transparentes que decían ser el señor Jordi Casas no hubiese tenido que ir al Juzgado, es muy preocupante para el futuro de la Entidad.

Suerte a los que vayan y estén preparando candidaturas para unas próximas elecciones. Les hará falta. Pero, por favor, no olviden que el socio, aunque sea uno sólo, es importante. Y merece el máximo respeto, haya o no, estudiado en Esade.

El pequeño mundo de Alexandre Rosell i Feliu

Dicen que el mundo es un pañuelo. Seguramente es cierto aunque para algunos es muy, muy reducido su mundo. E incluso a veces el pañuelo está sucio o como mínimo poco limpio.

El Futbol Club Barcelona pidió estudio para el proyecto del nuevo “Camp Nou” a tres empresas. ISG (Gran Bretaña), AEG (Estados Unidos) e Icon Venture Group (Estados Unidos).  Durante un año han estado realizando el estudio encargado. Así figura en la propia web del club  (http://www.fcbarcelona.es/club/detalle/noticia/un-estadio-nuevo-con-la-estructura-actual)

Los que me siguen habitualmente saben de la relación existente entre AEG y Viagogo desde los conciertos que debía haber realizado Michael Jackson en el O2.

El proyecto estudio realizado por ISG figura en la web de esta empresa en su página de inicio (http://internationalstadiagroup.com/) para pasar luego al detalle (http://internationalstadiagroup.com/news/view/isg-starts-market-research-for-fc-barcelona). Francamente me he sorprendido con la cantidad de información en diferentes puntos de la web.

Pero mirando esta empresa empiezan las sorpresas y la demostración del pequeño mundo-pañuelo en el que está y se mueve el Presidente del Futbol Club Barcelona, Alexandre Rosell i Feliu.

El presidente de ISG es el Sr. Ian Todd. Si miramos en la información que figura en la misma página web de la empresa nos dan su curriculum. Ejecutivo de IMG Europe, responsable último de Sports Marketing en Nike y ahora presidente de ISG.

En Nike era superior directo de Sandro Rosell. Ya tenía la demostración del pequeño mundo del Presidente del Futbol Club Barcelona.

Pero faltaba la suciedad habitual en ciertos pañuelos. Y ahí recordé mi artículo sobre Viagogo. Ian Todd es uno de los máximos directores de la empresa fan-to-fan Viagogo. (http://investing.businessweek.com/research/stocks/people/person.asp?personId=292017&ticker=NKE). En la misma web de Viagogo aparece su nombre (http://www.viagogo.com/About/5253)

Seguro que como en el caso Neymar todo tiene una explicación, y si no, tiene cláusula de confidencialidad.

Sin duda, el proceso del nuevo “Camp Nou” empieza de manera altamente transparente. No nos preocupemos. Todo está bajo control. De ellos, evidentemente.

Sin novedad en el frente.

Sin novedad en el frente. Todo sigue el orden establecido y las conductas pautadas de antemano.

¿Alguien dudaba que tarde o temprano Messi iba a estallar? Y ha sido más pronto que tarde. Recojan periódicos desde verano. Miren portadas y artículos de opinión de directores y subdirectores de los dos principales periódicos deportivos de Barcelona. ¿De verdad a alguien le han extrañado las declaraciones de Messi?

Empezamos con el ninguneo. Que si Neymar, que si el sueldo de Neymar, que si su sustituto, que si…. Luego llegaron los tiempos de poner en duda su implicación en el equipo. Que si estaba mal, que si no hacía caso a los fiscos y asesores del club, que si comía mal de nuevo, que si….Nueva vuelta de tuerca y aparece el Sr. Javier Faus. Y ahora es que si quiere cobrar más, que si nuevo contrato, que si….

Que pocas páginas y portadas gastadas con Messi este año en los medios. Salvo las de darnos a entender que Messi empezaba ya a sobrar, a meterlo en el mismo saco que Xavi o Puyol. Que oigan, que sólo tiene 26 años. Como para jubilarlo, vamos. Ha dejado de ser ya la “nineta dels ulls” de la prensa.

Y empezamos a oir a hablar en tertulias de que quizás sería buen momento de ponerlo en venta. Todo como quien no quiere la cosa. Disimulando, sin una palabra más alta que la otra. Y de repente aparece Javier Faus y nos habla del “señor” y de porque se le tiene que hacer un nuevo contrato. Boom. Primera bomba lanzada en la línea de flotación. Y el presidente que no desmiente nada. En ningún momento contradice o corrige al vicepresidente económico. En ninguno. Se limita a decir que como número uno que es debe ser el que cobre más. Eso es todo. Y si partimos de la base que los 40 millones famosos de Neymar no son para él nómina, problemas para el Club de 45 millones si lo considerarn como tal, pues nada, Messi ya cobra a día de hoy como número uno.

A día de hoy Messi sobra, para la directiva, en el Barça. Por dos motivos.

El primero, Messi forma parte de la herencia recibida. Los éxitos de Rosell son vistos como inercia de la etapa anterior. Y sino como éxito del equipo de Messi. Y así quedará en la historia. La misma Junta Directiva lo ve así. Y quiere hacer equipo nuevo alrededor de su estrella, Neymar. Y para eso le hará falta dinero para fichar a tres-cuatro jugadores que entusiasmen. Y ese dinero lo tiene que proporcionar la venta de Messi. Una gran parte de los socios del Barça aceptarían la venta bajo esas condiciones.

La segunda. Económica. La madre del cordero para esta Junta Directiva. A día de hoy el coste de Messi contablemente es cero. Por tanto, todo lo que se ingrese es beneficio. TODO. Hablemos de la cantidad que sea. Tanto dá. La cuenta de resultados tendrá un beneficio brutal en ese caso. Y no olvidemos que en el activo del balance no figura como partida al no tener coste. Los fichajes que necesiten hacer para su sustitución si entrarían en el activo del balance por todo su coste. Y en el pasivo por la deuda que ocasionara. Pero en la cuenta de resultados, tan sólo afectaría la amortización anual del fichaje. Si son contratos a cinco años, un 20% del total gastado. Es decir, si vendemos por 150 millones (ejemplo) y compramos por la misma cantidad, en resultado sería igualmente de unos beneficios de 120 millones el primer año. Igualmente hay que decir que el valor del Club (activo) aumentaría considerablemente.

Y en el Barça, todos los activos en forma de jugadores provenientes de la cantera son de valor cero. Es decir, de imposible contabilización. Comparando con el Real Madrid, a cierre de la temporada 2011-2012, el valor activo de los Clubs era de 865 y 451 millones de euros respectivamente. Y no solo es el activo del balance sino que repercute directamente en el patrimonio neto del Club aunque genere mucha más deuda.Y eso, a los formados en Esade que tienen en alta estima al Presidente del Real Madrid, y que consideran al Club como empresa, no debe hacerles ni puñetera gracia.

A todo esto añadan el hecho de que Messi es jugador bandera y referencia de Adidas. ¿qué daría Adidas por tenerlo en un equipo de los suyos?. Tres grandes equipos visten Adidas en Europa. Sólo tres en estos momentos. Real Madrid, Bayern Munich y Chelsea.

Habrá que ver, en estos próximos días, la respuesta que darán los medios (básicamente editoriales de Mundo Deportivo y Sport) a las palabras de hoy de Messi. Eso será el indicador básico de lo que se quiere hacer. A estas horas, el presidente debería ya estar con la manguera apagando el fuego iniciado días atrás por su vicepresidente económico. De momento los bomberos van tarde.

De momento digamos que hay quien pone el dinero y las ganas de vender. Falta envolverlo todo para que sea el jugador el que se vaya. Que nunca se diga que el presidente Rosell lo vendió.

Recuerden. Los mayores a Luis Suárez. Los más jóvenes a Ronaldo Nazario. Así ha sido siempre. Que las miserias se las lleven otros.

Vamos a contar mentiras (letra)

Dentro de pocas semanas
Dentro de pocas semanas
Tenemos la asamblea
Tralará
Tenemos la asamblea

Volveremos a mentir
Volveremos a mentir
Y a decir medias verdades
Tralará
Y a decir medias verdades

Me vendí la camiseta
Me vendí la camiseta
Por un puñado de euros
Tralará
Por un puñado de euros

Propuse una fundación
Propuse una fundación
Para suplir a Unicef
Tralará
Para suplir a Unicef

Es de un país democrático
Es de un país demócrático
Igualito que nosotros
Tralará
Igualito que nosotros

Luego cambiamos el nombre
Luego cambiamos el nombre
Y pusimos Qatar airways
Tralará
Y pusimos Qatar Airways

Y con un poco de suerte
Y con un poco de suerte
Nos harán un nuevo estadio
Tralará
Nos harán un nuevo estadio

Y ya no habrán problemas
Y ya no habrán problemas
Ni Camp Nou ni Joan Gamper
Tralará
Ni Camp Nou ni Joan Gamper

Le diremos Qatar Stadium.
Le diremos Qatar Stadium
Obra de Sandro Rosell
Tralará
Obra de Sandro Rosell

Y todo esto es por el socio
Y todo esto por el socio
Para no subir los abonos
Tralará
Para no subir los abonos

Que nosotros no engañamos
Que nosotros no engañamos
Ni con esto ni con nada
Tralará
Ni con esto ni con nada.

Que los socios son sagrados
Que los socios son sagrados
Y “no us enganyarem”
Tralará
Y “no us enganyarem”

Los aprendices de Judas. Por treinta monedas.

Dice el Evangelio de Mateo en el Nuevo Testamento que el precio por el que Judas Iscariote traicionó a Jesús fue de treinta denarios de plata. No se que valor sería el equivalente hoy en día a ese precio, ¿quizás treinta millones de Euros, aunque solo sea por la coincidencia del treinta?

Desconectado a medias (o enteras gracias a la voluntad de MoviStar) hace pocas horas me he enterado del cambio radical experimentado en el Camp Nou. (Rogaría que si en estas horas o días nuestro Estadio ha cambiado de nombre me corrijan, ya digo, cosas de las conexiones).

Treinta millones de euros. Camiseta, logos, publicidad casi en exclusiva en el interior del campo. Y todo gracias a una jugada de ventajistas jugadores de póker a bordo de los barcos del Mississipi, a cuatreros de caballos del “Far West”. Colando la publicidad en base a una fundación con fines sociales para al cabo de un año traspasarla a una línea aérea de un país con buenos contactos con miembros de la actual directiva.

Treinta millones de euros.

En la temporada 1997-1998, el presidente Núñez, remodeló y amplió el Museu que existe en el interior del Camp Nou. Junto a ello se remodeló el vestíbulo de acceso y la fachada de Tribuna. Una fachada adosada en cristal que contrastaba esplendorosamente con el cemento del resto del Estadi. Fue una de los aciertos que tuvo bajo su mandato. No todo había de ser nefasto. Mucho sí, pero no todo.

No se de quien fue la idea. Brillante. Un homenaje a los jugadores que durante más de 100 años habían defendido la imagen y camiseta del Club. Mejor o peor pero estaban todos. La cristalera se recubrió con un vinilo donde aparecía el nombre de todos los jugadores que hasta aquella fecha habían pertenecido al primer equipo. Ese que nos llena de orgullo. Esos jugadores que han hecho que este Club sea el que es.

Nombres en distintos tamaños, pero sin importar su legado ni su influencia. Todos eran importantes. Todos lo han sido para llegar hasta aquí. Era una muestra de la importancia de la historia en el Club, una manera de recuerdo imborrable, en un Club precisamente no muy dado a estas muestras.

No voy mucho al costado de tribuna pero tres o cuatro veces al año intento dar una vuelta completa por el exterior del Estadi. Me fijo en las placas de las peñas, en la pena que dan las explanadas, tanto de tribuna como de lateral, donde cualquier club con la historia que tenemos convertiría en una especie de museo exterior al aire libre. Y me detenía en la gran fachada acristalada. Me gustaba encontrar nombres desconocidos, inscripciones que se me habían pasado por alto. Comentar con los pequeños de la casa a cuantos he visto jugar en el terreno de juego.

Hoy, esto ya no existe. En su lugar un gran mural con algunos de los jugadores actuales acompañados por un par de azafatas y el logotipo inmenso de la compañía aérea. Incluso el escudo del Club a su lado parece diminuto.

Treinta millones de Euros. No había bastante. Ni con la camiseta, ni el logo por todos lados, ni la publicidad estática interior. No. Faltaba la guinda al pastel. La fachada del Estadi.

Y no hace falta que nadie pregunte nada en la próxima asamblea. Los ventajistas y cuatreros nos lo venderán como algo temporal, necesario para sanear la economía del Club. Esa que está tan mal como para fichar por 57 millones a un jugador. Aunque eso sí, los 42 millones millones que faltan para llegar a 99 son los que separan la falta de respeto al mundo.

Por favor, si alguien sabe si el nombre ya ha sido cambiado por el de Qatar Airways Arena, comuniquénmelo.

Mientras tanto me permito el placer de maldecir a quien tan poca consideración tiene para con la historia de nuestro Club. Y que no olviden la historia. Por treinta ya hubo un Judas. Estos son simple aprendices.